¿Qué es el Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito SOAT?

Es un instrumento de protección para todas las víctimas de accidentes de tránsito, orientado a cubrir las lesiones o muerte de personas que están involucradas en un accidente de tránsito, independiente de quién tuvo la culpa en el evento, es decir, cada pasajero de un vehículo será atendido con cargo a la póliza que respalda ese vehículo. La atención se presta a todas las personas involucradas en el accidente y que pueden ser el conductor, acompañantes o peatones.

¿Qué es un accidente de tránsito?

Los accidentes de tránsito, son hechos de la circulación en donde interviene al menos un vehículo automotor que genera daños materiales o lesiones personales propios o a terceros, con ocasión de su circulación.

¿Por qué deben asegurarse los vehículos con SOAT?
Para garantizar los recursos requeridos en la atención de víctimas de accidentes de tránsito, los generadores del riesgo deben aportar de manera solidaria los recursos que se requieren para brindar las prestaciones a que tiene derecho cada víctima o sus beneficiarios. El generador del riesgo es el vehículo, en cabeza de su propietario, en la medida en que el aparato es el instrumento que con motivo de su circulación puede generar lesiones y/o muerte de las personas. Por lo anterior, la legislación colombiana estableció la obligación para todos los vehículos que transiten por el territorio nacional, de contar con una póliza vigente SOAT.

¿Quién debe tomar el SOAT?
Todo propietario de un vehículo que transita por el territorio colombiano debe tener vigente en todo momento una póliza SOAT. Adicionalmente este será uno de los requisitos para poder efectuar transacciones con el vehículo.

¿Qué coberturas ofrece el SOAT?
Las coberturas buscan facilitar la prestación de todos los servicios requeridos para que la atención a esas víctimas sea inmediata e integral. Por esta razón, cada víctima de accidente de tránsito tiene derecho a: el traslado desde el sitio del accidente al centro de salud más cercano; la atención médica completa desde la atención inicial de urgencias hasta la rehabilitación final. En los casos en los que la víctima presenta una incapacidad permanente, el SOAT brinda una cobertura, así como para la familia de las víctimas fatales, quienes tienen derecho a una indemnización por muerte y gastos funerarios. Este seguro, a diferencia de lo que ocurre con otros seguros como el que respalda el crédito de un vehículo, tiene una función netamente social y así está definido en la misma Ley. Por ello, el esquema incorporado en Colombia está fundamentado en los principios de solidaridad y universalidad. Ello quiere decir, que los propietarios de vehículo, generadores del riesgo “accidente de tránsito” aportan unos recursos a partir de los cuales se brinda la atención a todas las víctimas de accidentes de tránsito (sin importar que sea conductor, peatón o pasajero), independiente de quien tenga la culpa en el evento.

Las coberturas que tiene incorporado el SOAT y sus cuantías por víctima son:
Cobertura Cuantía Valor en pesos

Gastos de transporte y movilización de las víctimas [1] —Hasta 10 SMLDV –( $ 245.906)
Gastos médicos, quirúrgicos, farmacéuticos y hospitalarios— Hasta 800 SMLDV–($ 19.672.453)
Incapacidad permanente [2]— Hasta 180 SMLDV–( $4.426.302)
Muerte de la víctima [3] y Gastos Funerarios— 750 SMLDV — ($ 18.442.925)

[1] El transporte y movilización de las víctimas a los establecimientos hospitalarios o clínicos se debe hacer preferiblemente en ambulancias o vehículos adecuadamente dotados para este tipo de servicios, garantizando la atención oportuna y efectiva de la víctima.
[2] Entendiéndose por tal la prevista en los artículos 209 y 211 del Código Sustantivo del Trabajo.
[3] Siempre y cuando ocurra dentro del año siguiente a la fecha del accidente.
*Entiéndase por SMLDV salario mínimo legal diario vigente.

El SOAT no cubre responsabilidad civil, daños a bienes o hurto. Es un seguro enfocado exclusivamente en la atención de las personas.

¿Qué ocurre si un vehículo no tiene el SOAT vigente?
Para quienes sean sorprendidos sin el SOAT vigente, la Ley colombiana establece una multa equivalente a  30 salarios mínimos legales diarios vigentes y la inmovilización del vehículo. En caso de estar involucrado en un accidente de tránsito y no tener SOAT vigente o legítimo, el propietario del vehículo deberá pagar por todos los costos y gastos en que se incurra por la atención de las víctimas. Ejemplo: un vehículo con 3 ocupantes que no tiene el SOAT al día se estrella contra un poste y genera un costo por la atención de las víctimas de 25 millones de pesos. Esa será la cifra que el propietario deberá pagar por no tener el SOAT al día.

Para tener en cuenta.
Cuando efectúe una compra o venta de un vehículo, legalice la transacción ante las autoridades correspondientes. Si el vehículo está involucrado en un accidente de tránsito y no tiene el SOAT vigente, quien aparezca como propietario del mismo deberá responder por los costos y gastos incurridos, sin perjuicio de las acciones que pueda
enfrentar por la responsabilidad en la utilización de dicho vehículo.

¿Qué características tiene la póliza SOAT?
La póliza SOAT es un seguro uniforme, que tiene las mismas condiciones y coberturas, independiente de la compañía de seguros que lo venda. Por tratarse de un seguro obligatorio, las condiciones están definidas por medio de leyes y normas que reglamentan los procesos de reclamo y pago en caso de accidente de tránsito. Para apoyar las gestiones de verificación que realiza la autoridad de tránsito, el formato del documento igualmente es uniforme, y se diferencia entre una compañía y otra por el logo corporativo de aquella que lo expidió.

¿Cuál es la vigencia de la póliza SOAT?
Según la legislación colombiana, la vigencia mínima de una póliza SOAT es de un año, con excepción de la vigencia para los vehículos extranjeros, clásicos y antiguos y para los vehículos importados que se desplacen del puerto a los concesionarios para su venta al público. La vigencia mínima definida por la Superintendencia Financiera es de (1) mes.

Para tener en cuenta
En casos de accidente de tránsito, las víctimas son atendidas con cargo a la póliza que asegura el vehículo en donde viajaban, es decir, a diferencia de lo que ocurre con otros seguros, no se requiere definir el culpable del accidente. Por lo anterior, cada vehículo debe tener vigente una póliza SOAT en todo momento.

¿Cuánto cuesta el SOAT y quién define el precio?
Para efectos de financiar la atención de las víctimas, la Superintendencia Financiera de Colombia es la entidad que define la tarifa para cada una de las categorías de vehículos. En la actualidad las tarifas son diferenciales para 35 categorías de vehículos, según uso, cilindraje o capacidad de carga y/o edad. Para definir la tarifa, además del análisis del riesgo, se incorporó un esquema de subsidios cruzados, de tal forma que el costo del riesgo de ciertos vehículos sea subsidiado por otros vehículos, en función de la capacidad adquisitiva de unos y otros propietarios.

Las diferencias que se observan en el precio entre un vehículo y otro, obedecen a un análisis de riesgo, en donde se estudia el número de víctimas involucradas en un accidente de tránsito, la frecuencia con la que ocurren los eventos de accidentes de tránsito y la gravedad de las lesiones o muerte de las víctimas de accidentes de tránsito. Igualmente, en dicho análisis resulta importante establecer el número de vehículos que componen cada categoría. No es lo mismo el riesgo de un taxi que el riesgo de un vehículo familiar así la carrocería y el equipamiento del vehículo tengan características similares. Dado el uso que tiene el taxi y su constante exposición en las vías, su riesgo es mayor y en virtud de ello, el precio que paga este tipo de vehículos igualmente es mayor.

Para tener en cuenta
El precio del SOAT está atado al salario mínimo, es decir que cada vez que cambia este indicador, el valor que se debe pagar por el seguro, igualmente cambia.

¿Cómo se distribuyen los recursos que se recaudan con el SOAT?
Al momento de comprar el SOAT, el propietario del vehículo está aportando recursos para atender a las víctimas de accidentes de tránsito, para realizar campañas de prevención de este tipo de eventos y para contribuir con una reserva que permita atender eventos terroristas, y eventos catastróficos como sismos, deslizamientos de tierra, inundaciones y avalanchas.
Por ejemplo, suponga que una persona paga $151.600 al momento de adquirir el SOAT. Ello es así, porque la Superintendencia Financiera de Colombia estableció una prima de seguros de $100.000 y la Ley 100 de 1993 establece una contribución adicional que equivale al 50% del valor de la prima y que se cobra en adición a ella con destino al FOSYGA ($50.000 en el ejemplo). La Ley 1005 de 2006 establece una contribución adicional para el RUNT y que actualmente está en $1.600.

Esto quiere decir que las compañías de seguros registran como ingreso los $100.000 y en cuentas especiales registran los $50.000 del FOSYGA más los $1.600 del RUNT. Por vía del Decreto 019 de 2012 (anti trámites) la transferencia actual es de 11,4% de las primas para el FOSYGA y del 3% para el Fondo de Prevención según la Ley 100 de 1993, por tanto si bien registra $100.000 como prima, en realidad solo dispone de $85.600 para atender las
reclamaciones que llegan, producto de los accidentes de tránsito. Así las cosas, el FOSYGA recibe la contribución del 50% y la transferencia de 11,4%, valga decir $50.000 + 11.400 = 61.400, lo que equivale al 40.5% del precio pagado por el propietario del vehículo. El Fondo de Prevención Vial recibe el 3% de las primas, es decir $100.000 x 3% = $3.000, que equivale al 2% del total pagado por el propietario.

Las compañías de seguros cuentan con $85.600 producto de $100.000 – $11.400 – $3.000 = $85.600, lo que equivale al 56,5% del total pagado por el propietario. El RUNT recibe $1.600 que equivale al 1,1% del total pagado por el propietario.

¿Se debe tomar el SOAT si se tienen otros seguros?
Sí. Como ya se mencionó, la legislación colombiana establece la obligación de tener el SOAT vigente en todo momento, independiente de que un propietario decida tener otras coberturas adicionales. Los productos complementarios están enfocados a brindar cobertura en aquellos riesgos que no están asegurados por el SOAT como robo, daños materiales o responsabilidad derivada de un accidente de tránsito. El SOAT está enfocado totalmente a brindar la atención que requieran las personas.

¿Qué se debe hacer en caso de que ocurra un siniestro?

Las víctimas de accidentes de tránsito tienen derechos y las entidades responsables por la prestación de los servicios, obligaciones. En caso de accidente de tránsito en el que se presentan heridos o muertos es necesaria la intervención de la autoridad de tránsito. Por tratarse de un trauma que puede comprometer la integridad y vida de las personas, las víctimas deben ser trasladadas al centro de salud más cercano para recibir una atención prioritaria. Este traslado debe efectuarse preferiblemente en ambulancia y su costo está cubierto por la póliza. Si el centro de salud no tiene la capacidad médica para resolver clínicamente el caso, deberá trasladar al paciente a otro centro de salud que cuente con los recursos y las instalaciones requeridas. Todos los centros de salud del país tienen la obligación de atender víctimas de accidentes de tránsito. En caso de negarse a prestar sus servicios, son sujetos de sanciones que van desde
las monetarias hasta el cierre de las instalaciones. En este caso informe a la Superintendencia Nacional de Salud, la cual adoptará las acciones del caso. Las víctimas no deben cancelar ninguna suma por la prestación de servicios de salud, los cuales deben ser facturados por el hospital a la aseguradora que expidió el SOAT del vehículo en donde
viajaba la víctima o el FOSYGA en casos de vehículos no asegurados o no identificados.

Los beneficiarios sólo deben presentar la reclamación por incapacidad permanente o muerte ante la aseguradora, para el caso de los vehículos asegurados, o ante el FOSYGA, cuando en el accidente esté involucrado un vehículo sin SOAT vigente o éste se haya dado a la fuga.

Para tener en cuenta
No plastificar el SOAT. Cárguelo junto con los demás papeles del vehículo como la tarjeta de propiedad y el certificado de revisión técnico – mecánica.

El SOAT será requerido por las autoridades de tránsito o por el centro de salud para que la entidad pueda adelantar el cobro correspondiente. Solicite copia del Informe Policial de Accidente de Tránsito, documento con el que se acredita la ocurrencia del accidente.

En la cobertura de gastos médicos, la reclamación ante la aseguradora la debe adelantar el hospital y no el paciente ni sus beneficiarios.

Denuncie ante la Superintendencia Nacional de Salud aquellos hospitales que se nieguen a prestar servicios de salud a víctimas de accidentes de tránsito.

Recuerde que la reclamación de las coberturas de incapacidad permanente o muerte las puede realizar directamente ante la aseguradora o el FOSYGA y no requiere apoderados o terceros.

Fuente: Fasecolda.

Dejar un comentario